¡Basta! Respetar a las Madres es respetarnos

Mural Madres
Desde la Universidad Nacional de Lanús repudiamos con dolor el vandalismo sobre el mural de las Madres de la Plaza de Mayo pintado en la localidad bonaerense de Avellaneda.

Las Madres son un ejemplo para nosotros y para la posteridad a nivel mundial. Su lucha incansable y única nos compromete y obliga como argentinos y latinoamericanos. Las Madres educan con sus acciones cotidianas y los homenajes del pueblo debieran ser respetados como lo que son: homenajes a una de las banderas de los Derechos Humanos y emblemas de la memoria con verdad y justicia.

No nos acostumbramos. No lo toleramos. Exigimos la inmediata reacción de oficio de las instituciones de la democracia para que este tipo de atropellos no sean parte del día a día de nuestro país.